ATENCIÓN
El contenido de este sitio ha sido modificado temporalmente durante el periodo comprendido del 23 de diciembre del 2023 al 2 de junio del 2024, en atención a las disposiciones legales en materia electoral con motivo del inicio de las precampañas y campañas electorales del proceso electoral federal 2023-2024.


Vive pesadilla al rentar su propiedad

(Este programa es público, ajeno a cualquier partido político. Queda prohibido el uso para fines distintos a los establecidos en el programa)


A hombre que la usó como casa de seguridad en el Valle

Lo que pensó sería un negocio sencillo terminó siendo un dolor de cabeza para Gabriela Barrera, cuya propiedad en el Valle del Río Grande terminó siendo una casa de seguridad.

«Yo estaba más que nada preocupada por mi casa», dice Gabriela, quien se cambió de hogar fuera del estado, puso su propiedad en renta, realizó un contrato formal, se establecen claramente las fechas y detalles de renta, pero casi de inmediato iniciaron los problemas.

Para ingresar a la casa se solicitaba un depósito y la primera y última mensualidad. Pero sólo cumplió con parte de estos pagos. Para cuando supuestamente completaría la cantidad, ya estaba la siguiente mensualidad por vencerse y esto empezó a preocupar a Gabriela.

«Al día siguiente le marco, no me contesta. Al día siguiente no me contesta», relata Gabriela.

Intercambiaron constantes mensajes de texto. Fue una relación completamente a distancia. No tenían efecto, quería enviar representantes y su nuevo inquilino no aceptaba que nadie fuera. Otro foco rojo.

«Pero yo estaba más que nada preocupada por mi casa. O sea, ya se me había metido en la cabeza, por alguna razón no quiere que vayamos. Algo está haciendo», comenta Gabriela.

Pero un día visitando Marketplace descubrió que aparentemente sus pertenencias estaban puestas al mejor postor en esa red social. «Gómez Gómez está vendiendo una maquinaria como para para tuberías, limpiezas de tuberías. Yo ah, que sí es de mi papá», recuerda Gabriela.

Pero al final, dice que ese fue el menor de los problemas.

«Ya fue en enero que me empezaron a llegar llamadas de colecciones. Me hablaron de Sharyland, de que el agua. Oye, pues se deben $357 y te lo vamos a desconectar y aparte la multa», recuerda Gabriela.

Además, del agua el servicio de la luz tenía más de 600 dólares de adeudo. Gabriela decidió iniciar el proceso de desalojo con un juez de paz. Le llevó semanas obtener la cita en corte y justo antes de que eso sucediera oficiales federales le llamaron. Algo sucedía en su casa.

Según documentos de la corte, Jorge Gómez fue arrestado en la residencia de Gabriela. Ahí mismo, se explica que en el lugar se encontró a un grupo de inmigrantes, los cuales declararon pagaban miles de dólares para ser resguardados y posteriormente enviados al norte del país.

Gómez no es un desconocido ni de las autoridades. El formó parte de un presunto esquema de fraude descubierto por nuestra Unidad de Protección al Consumidor en el cual el era contratado para renovación de cocinas industriales y al parecer no concluía. Gabriela dice que nada de esto apareció en el historial criminal que ella realizó antes de rentar su casa.

«Hagan un background, pero realmente que sea fondo de fondo», recomienda Gabriela.

La Procuraduría del Estado de Texas recomienda lo siguiente:
  • realizar un análisis de récord criminal
  • verificar el historial crediticio
  • solicitar referencias
  • realizar visitas rutinarias a la propiedad

El sospechoso sigue bajo custodia de las autoridades federales a la espera del juicio. Por el momento él se declara no culpable de lo que se le acusa.

Telemundo 40

Facebook Comments

(Este programa es público, ajeno a cualquier partido político. Queda prohibido el uso para fines distintos a los establecidos en el programa)