ATENCIÓN
El contenido de este sitio ha sido modificado temporalmente durante el periodo comprendido del 23 de diciembre del 2023 al 2 de junio del 2024, en atención a las disposiciones legales en materia electoral con motivo del inicio de las precampañas y campañas electorales del proceso electoral federal 2023-2024.


Uso electoral “Muro flotante”

(Este programa es público, ajeno a cualquier partido político. Queda prohibido el uso para fines distintos a los establecidos en el programa)


Ciudad Victoria.- Tras cuestionar el «muro flotante» en el Río Bravo para frenar a los migrantes, el Gobernador Américo Villarreal Anaya dijo que posiblemente se trate de un sesgo electoral para posicionarse ante los votantes, de cara al proceso electoral en los Estados Unidos.

Al pronunciarse por el respeto ineludible a la soberbia internacional entre México y los Estados Unidos, el Gobernador de Tamaulipas censuró el “Muro flotante” que se colocó con boyas en un tramo de al menos 300 metros sobre el Río Bravo y la frontera con nuestro estado.

En entrevista, señalo que esta medida tiene un sesgo político por parte de su homologo de Texas Greg Abott.

“Desde el punto de vista del ámbito de nuestras autoridades nacionales, también de Estados Unidos, en que estamos en un sesgo a la mejor electoral y que eso da posicionamiento y circunstancias que pueda en un momento dado variar la percepción de los electores y que ellos se apalancan mediante estos procedimientos”, refirió.

Al concluir la tradicional ceremonia de Honores a la Bandera que presidió en el Parque Gubernamental Bicentenario, el ejecutivo estatal advirtió que es una “Falta de pulso” lo que realmente se vive en la frontera.

“Las familias en ambos lados de la frontera se tiene el domicilio o el negocio o el proceso de educación o compra o solicitud de servicios y esparcimiento”.

Y añadió “Buscar al revés, situaciones que deben enlazar a ambas regiones fronterizas y enaltecer esta relación humana “.

El “muro flotante” busca frenar el paso de migrantes que van en búsqueda del “sueño americano” hacia Estados Unidos y se instaló en el río Bravo en Eagle Pass, Texas, frontera con Piedras Negras, Coahuila.

En ese sentido, el Gobierno de México mandó dos notas diplomáticas al gobernador de Texas reclamando violaciones a los tratados binacionales de 1994 y 1970 que regulan la zona fronteriza del Río Bravo.

Ramón Mendoza S

Reportero

Facebook Comments

(Este programa es público, ajeno a cualquier partido político. Queda prohibido el uso para fines distintos a los establecidos en el programa)